domingo

28. ¿Cuál es la manía que nos ata a estar sufriendo siempre por un hombre?

¿Por qué siempre necesitamos una relación para sufrir, para sentir que no valemos lo suficiente?

Por qué si todas las cosas a tu alrededor funcionan bien te enganchas en relaciones que inevitablemente funcionarán mal. Y peor aún, por qué si tu vida es un caos, si no podés resolver como pararte sola, buscas a alguien que te cuide.

Por qué razón no podemos estar con nuestra propia soledad. Por qué buscar a alguien que nos quiera cuando nostras no nos queremos demasiado.

Cenicienta y Blancanieves nos hicieron creer que si nos sentábamos a esperar (siempre lindas, peinadas y maquilladas para la ocasión) nuestro príncipe tarde o temprano llegaría.

Cuando crecimos nos dimos cuenta que si nos poníamos en movimiento el príncipe no iba a llegar a nunca. También nos dimos cuenta que cuando aparecía no era tan perfecto como nos contaron.

No lo pensamos y cuando una relación no funciona nos corremos sin pensarlo. Pero de una u otra manera terminamos cayendo una y otra vez en el mismo lugar.

Nos prometemos que la próxima vez nos vamos a cuidar más, y cuando aparece alguien nuevo le damos todo sin medir, y otra vez salimos lastimadas.

Es un círculo vicioso del que, algunas, no podemos salir.

Una amiga me dijo ¨si pusieras toda esa energía en lo que a vos te gusta dejaría de importante si hay otro al lado tuyo que te cuide¨.

Pero cuando tomamos esa medida después de tanto dolor, nos convertimos en una especie de máquina de hacer y generar cosas, una de esas mujeres que los hombres miran con admiración pero a las cuales no saben como acercárseles. Igual nosotras ya no creemos en nada y no nos abrimos más. Nos convertimos en una especie de mujer de hierro que, por miedo, deja de conectarse con sus sentimientos y sólo esta con el otro porque es parte de la naturaleza.

¿Existe el punto medio? ¿Aprenderemos a cuidarnos y a querernos?

4 comentarios:

  1. eres genial! me encanta leerte!

    ResponderEliminar
  2. Anónimo21.2.12

    guau,duro pero tan verdadero!

    ResponderEliminar
  3. Me siento identificada con esa mujer de hierro q ya no cree en nada y solo está con el otro xq es parte de la naturaleza, sobre todo en el amor verdadero, ya no hay, solo hay relaciones basadas en un rato de sexo...triste pero real.
    saludos!!

    ResponderEliminar
  4. Anónimo8.12.13

    Estoy con la descreida de todo. Y ya no tengo 30, sino que rondo los 50 ..

    ResponderEliminar

Se ha producido un error en este gadget.